La gestión del tiempo, en todas sus dimensiones, es la mayor innovación que ha venido dada con la transformación digital. Trámites que hace unos años nos llevaban horas, o quizás la mañana entera si contamos con los desplazamientos de una gran ciudad, hoy en día se pueden hacer con un solo clic. Desde consultar los últimos movimientos de la tarjeta de crédito, pedir un préstamo o incluso poner a la venta un piso.

Las experiencias tienden cada vez más hacia interacciones que superen las barreras digitales. La transformación digital ha llegado también al ámbito de las contrataciones. Digitel TS permite dejar a un lado los modelos de contratación tradicionales para pasar a un modelo de contratación dinámico que utiliza los principales canales de comunicación electrónicos existentes, aportando optimización y garantía jurídica con el objetivo de mejorar en la experiencia de cliente.

La aceptación desde cualquier dispositivo, a través del canal que prefiera el usuario y en el momento deseado, sin necesidad de desplazamientos. Estas son las principales ventajas que ofrece la digitalización de los servicios de contratación. Siendo también un impacto positivo sobre la experiencia de cliente.

Es por esto que la portabilidad móvil se entiende como una solución a la atención cada vez más efímera de los usuarios y a la necesidad de inmediatez que condiciona su comportamiento.

Los procesos de contratación digital automatizados reportan grandes beneficios para la empresa y los clientes o usuarios del servicio. Al fin y al cabo, se produce una simplificación del proceso de contratación que conlleva una importante reducción en tiempo y coste para ambas partes.

Esto es un ejemplo más que se enmarca dentro de la multitud de servicios que se han digitalizado con el objetivo de agilizar trámites y ofrecer una mejor experiencia al usuario para ganar en eficacia en la gestión.

CompárteloShare on LinkedIn18Tweet about this on Twitter